Palabra: Carlos Rojas

Las cuatro I de la innovación justa frente al Covid-19 

"Las circunstancias extremas han empujado y empujan a las personas o equipos a explotar su potencial creativo al máximo"

Por Carlos Rojas*

Es interesante recorrer la historia y encontrar figuras como Isaac Newton que desarrollaron teorías revolucionarias en tiempos de confinamiento, gobiernos que cuentan un sistema de salud débil y que enfrentan la pandemia actual como pueden, empresas constructoras que adaptan las casas que construyen con detalles que preparan a las familias para enfrentar la escasez de alimentos, empresas que venden bebidas alcohólicas que deciden utilizar insumos para fabricar alcohol en gel, familias que fabrican artefactos para que las personas se desinfecten al ingresar a un hogar o personas de bajos recursos que encuentran maneras de fabricar sistemas de desinfección portátiles y salen a las calles como los “caza fantasmas” a vender un servicio de desinfección ambulante.

También es importante destacar a cerrajeros de la ciudad de El Alto-Bolivia que usaron sus habilidades y materiales propios para diseñar cámaras de desinfección para el ingreso a mercados. Se detecta un patrón en todos los anteriores casos.

Las circunstancias extremas han empujado y empujan a las personas o equipos a explotar su potencial creativo al máximo y encontrar formas de combinar recursos disponibles (en algunos casos bastante limitados) e ideas sin realizar gastos adicionales para encontrar vías para vender un producto de otra forma nunca antes implementada o para ajustar un proceso de manera tal que se hace un gran descubrimiento o se reducen costos de manera significativa.

Me gusta llamar a este fenómeno “The Drowning effect” o “El Efecto de Ahogamiento”, que lleva a innovar con bajos recursos cuando se enfrenta una situación extrema donde se requieren medidas diferentes o inusuales para proteger la salud y economía de un país, compañía o familia o simplemente puede tratarse de un individuo que pretende vencer el aburrimiento. Cuando caes en el agua solo puedes tratar de nadar y salvar tu vida o ahogarte. Después de analizar los procesos y patrones de los anteriores ejemplos extraordinarios he desarrollado una metodología para innovar con lo justo y necesario a nivel micro o macro. Esta metodología la llamo “Las 4 I de la Innovación justa (Lean innovation)”.

Antes de presentar esta metodología, revisemos con más detalle los ejemplos previamente mencionados. Isaac Newton, un ícono de la ciencia y del mundo de la física, es un gran ejemplo de enfocarse intensamente en combinar ideas y limitados recursos para desarrollar teorías que iban a revolucionar la historia de la humanidad en una situación muy similar a la que soportamos en la actualidad al vernos afectados por un virus sin cura inmediata y fácil propagación. “En 1665, las órdenes de «distanciamiento social» vaciaron los campus en toda Inglaterra, mientras la peste bubónica se desataba, terminando con la vida de más de 100 mil personas. Isaac Newton, un estudiante de Cambridge de 23 años, se encontraba entre los obligados a abandonar el campus y regresar indefinidamente a la casa de su infancia.

Fue durante este tiempo, confinado en su hogar, que Newton hizo algunos de sus mayores descubrimientos, incluida la Teoría de la gravedad” (Mohar, 2020). Confinado en su casa para evitar ser contagiado con la peste bubónica, construyó un espacio de trabajo personal sin distracciones de la vida cotidiana donde aparte de realizar investigaciones cruciales y llegar a formular una teoría de la gravitación universal (incluyendo el momento en el que una manzana cae sobre su cabeza), descubrió el cálculo diferencial-integral e investigó la óptica al utilizar distintos prismas. Por otro lado es importante considerar que Shakespeare también escribió durante una cuarentena algunas de sus obras más famosas. Según Jonathan Bate (uno de los biógrafos de Newton), La peste fue la fuerza más poderosa que moldeó su vida y la de sus contemporáneos.

Estas situaciones también alcanzan a países como Bolivia. Este país sudamericano tiene uno de los sistemas más débiles de salud del mundo y una de las tasas más altas de mortalidad de su región con 7,2 % en segundo lugar detrás de Guyana (OMS, 2020). Para poder compensar este escenario adverso, se vio por conveniente dictar cuarentena total antes que otros países del mundo y utilizar espacios inusuales para aislar a pacientes contagiados por covid-19 como hoteles y otros edificios del estado, para organizar centros de control de la pandemia en el país. Por otro lado, se determinó que centros donde se encuentran artículos de primera necesidad permanezcan  abiertos en rangos de tiempo más pequeños y que las personas sólo puedan salir una vez a la semana según el número en el que acaba su documento de identidad.

Si bien se dieron lugar varios errores en el camino, estas estrategias creativas que utilizan recursos con los que ya se cuentan, pueden servir de referencia para ayudar a un país que no es tan desarrollado en ciertos aspectos, afrontar diferentes tipos de crisis. Por otro lado, es destacable la flexibilidad con la que en New York se dieron lugar iniciativas creativas como la instalación de un hospital de campaña en Central Park o la transformación de una iglesia en hospital para recibir a pacientes (Lissardy, 2020). De igual manera se dieron lugar inmensos esfuerzos y estrategias eficientes en otros países.

Debido a las dificultades actuales de importación de alimentos y su traslado entre ciudades, existen ofertas interesantes de empresas constructoras como Reforma Construcciones (Bolivia) donde se destaca la cualidad de poder contar con espacios para realizar huertos urbanos en las casas. Esta tendencia representa una interesante alternativa para realizar una actividad en familia y para compensar de cierta forma la escasez de alimentos que se pueda dar en una región en tiempos de crisis. Otras empresas que venden bebidas alcohólicas en Bolivia como Singani Casa Real, eligieron la opción de elaborar gel anti-bacteria con el alcohol que obtienen de su producción para apoyar centros de salud.

En mi experiencia durante la pandemia, he sido testigo de parientes que vendieron estructuras para desinfectar los zapatos antes de ingresar a casa. Al recorrer un mercado cercano a mi casa, pude ver jóvenes que estaban cargando un tanque con líquido desinfectante y que ofrecían el servicio de desinfección ambulante a las personas que caminaban por la calle.

Tras analizar los anteriores ejemplos, concluyo que en mayor o menor medida, todos los casos han seguido una serie de pasos que posiblemente, los llevó a determinar estrategias creativas que combinan el uso de recursos y habilidades disponibles, para afrontar la pandemia como familias, empresas o gobiernos. Esta metodología la llamo “Las 4 I de la Innovación justa (Lean innovation)”. Se divide en cuatro pasos que son Identificar, Investigar, Iterar e Implementar.

1.- IDENTIFICAR

El primer paso es identificar áreas posibles de mejora en productos, personas o procesos a nivel macro (Gobiernos, economías de países, instituciones, empresas, etc.) o a nivel micro (familias, empresas pequeñas, individuos, etc.). También se pueden identificar factores que no están siendo utilizados a su pleno potencial o que han sido descartados por no ser útiles en cierto contexto. Es importante tomar en cuenta que se debe limitar el paso de identificación a factores que sean recursos existentes en la empresa y así evitar en lo posible el realizar compras adicionales o gastos que no sean esenciales. Así se podrá cumplir el principio de innovación justa con los medios disponibles, minimizando el incremento en costos.

Tomemos el ejemplo de la empresa constructora que ofrece huertos urbanos en sus casas. Era muy complicado que en la pandemia se pueda seguir invirtiendo en añadir características a las casas, en un momento donde los obreros no pueden salir de sus casas más de lo estrictamente necesario debido a la cuarentena total. Debido a esa limitación, se tenía que identificar algún factor del producto que podía ser presentado de forma diferente y disruptiva para motivar a los consumidores a hacer la compra. Se identificó el jardín de las casas como un espacio ideal para la familia que además de ser un espacio de recreación, puede ser utilizado hasta cierto punto para sembrar alimentos que no puedan  llegar a los mercados durante las pandemias, debido a cierres de fronteras entre ciudades. De esa forma se capitaliza de mayor manera el espacio natural y el sentimiento de encierro y frustración que produce la cuarentena en las personas (especialmente cuando viven en espacios pequeños).

2.- INVESTIGAR

Una vez identificadas las variables en las que se pueden realizar mejoras o cambios para enfrentar una crisis mediante la innovación a bajo costo, es crucial que se realice una investigación de cada alternativa para determinar el nivel de factibilidad de poder ser implementada utilizando los recursos disponibles. El proceso de investigación debería ser profundo pero no tan extenso debido a que hay que equilibrar esta tarea con la capacidad de tomar una decisión de forma rápida por el impacto negativo que tiene el paso del tiempo frente a la respuesta ante una crisis.

Un efecto negativo es el incremento en número de personas contagiadas que han tenido algunos países, cuando dejaron pasar varios días antes de declarar una medida como la cuarentena total en su territorio. En el caso de la empresa que vende bebidas alcohólicas, una vez que se identificó el factor que podía ser capitalizado para brindar apoyo a los hospitales de su región, se realizaron investigaciones para ver las formas de elaborar gel anti-bacterial con el alcohol residual de su proceso de producción.

3.- ITERAR

Luego de identificar las variables “xyz” para realizar ajustes y haber investigado la factibilidad de ser implementadas para responder a la crisis, se procede a iterar o repetir el procedimiento de combinar las mismas múltiples veces para ver cómo funcionan mejor. Tomar en cuenta que estas variables pueden representar personas o equipos y sus funciones o habilidades, pueden representar pasos de un proceso o pueden ser productos de cualquier tamaño. En ese caso tenemos varias posibilidades de combinar las variables y obtenemos resultados como “zyx”, “yxz”, etc.

En algunas ocasiones la combinación menos probable puede dar origen a una idea nueva, creativa y disruptiva en el mercado, por lo que es importante considerar que al no tratarse de una crisis inusual, el comportamiento de las personas puede verse afectado de formas nunca antes registradas.

Es recomendable guardar otras ideas que surjan durante este ejercicio que a pesar de no hayan sido sido las más adecuadas para resolver la crisis, pueden ser útiles en otras circunstancias. Al considerar el ejemplo de los avances de Isaac Newton, se detectan iteraciones de los recursos a su disposición, como sus apuntes de la Universidad, libros, objetos de su casa (prismas, ventanas), espacios y naturaleza (habitaciones, el jardín y el árbol afuera de su casa, la manzana que le cayó encima, la luz, etc.). Es importante que para realizar el proceso de iteración, el individuo o equipo que se encarga de este paso, puedan aislarse un momento de elementos de distracción para dejar fluir la imaginación y “pensar afuera de la caja” y encontrar esa combinación inesperada que puede ser la respuesta a la crisis.

4.- IMPLEMENTAR

Es crucial el pasar ágilmente de las ideas y planes a la acción, sin dejarse paralizar ante limitaciones como la falta de experiencia de la empresa en determinada dirección, el miedo a fallar o hacer el ridículo cuando se trata de un individuo que debe trabajar en algo totalmente diferente para mantener a su familia o las consecuencias de una decisión no muy popular para un gobierno, a pesar de que ésta puede ser beneficiosa al finalizar la crisis. En el caso de la persona que ofrece servicios de desinfección ambulante, se observa a un individuo que intenta algo disruptivo, diferente y orientado a la acción. Tal vez esa persona fue despedida de su trabajo debido a la pandemia, tal vez su negocio no puede funcionar durante la cuarentena y tal vez nunca imaginó ofrecer un servicio de ese estilo. 

A pesar de todos los desafíos el tiempo pasa y debe mantener a su familia, entonces despierta su creatividad como nunca antes y procede a identificar opciones para conseguir dinero en un tiempo crítico, investiga cuál opción es más viable considerando sus recursos y habilidades, itera sus recursos, conocimientos y materiales disponibles y llega a la conclusión de que la idea de ofrecer el servicio de desinfección es el camino a ser implementado para superar la crisis.

En instituciones y escuelas de algunos países, se practican protocolos de emergencia cuando ocurre un incendio. En las primeras experiencias este incendio pudo llevarse vidas y recursos materiales, pero poco a poco tiene menos efectos negativos. Este resultado es la consecuencia de diseñar un protocolo o una metodología compuesta de pasos para responder ante una situación que llena de pánico y paraliza por no saber cómo responder eficientemente. Debido a ello, es de suma importancia el desarrollar métodos para que las personas, empresas y países, estén mejor preparadas para manejar una crisis a pesar del miedo y la incertidumbre.

Espero que esta metodología pueda servir de base para saber cómo reaccionar con templanza, disciplina y orden ante un problema inesperado y proteger los recursos disponibles, generando ideas y estrategias  de alto valor que puedan ayudar a combatir una crisis como las que enfrenta el mundo en la actualidad. Las pandemias son situaciones extremas que despiertan lo peor de la humanidad y por otro lado descubren talentos ocultos y los mejores valores de cooperación y solidaridad.

Es posible aprender de las lecciones que nos deja el impacto del covid-19 y usar esas experiencias para planificar respuestas organizadas y efectivas para evitar que un problema paralice las ideas y acciones, para mitigar los efectos negativos en un país, para reducir las probabilidades de que una empresa despida a sus empleados y cierre, para reducir la cantidad de crisis familiares y que cada vez seamos más fuertes y empáticos. En algunas ocasiones la innovación no necesariamente surge de invertir miles de dólares en pruebas, investigaciones y compra de recursos adicionales, sino puede resultar de abrir la mente y mirar las cosas desde una perspectiva diferente como equipo.

*Carlos Rojas/Project Manager-Especialista en control de procesos (Amazon)-MBA-BS

  • ¡La solución no es jurídica, la realidad se impone!
    Wilber Cuba

    ¡La solución no es jurídica, la realidad se impone!

    22/05/2020

    ¿Cuál sería la estrategia empresarial frente a la imposibilidad de cumplir con la estabilidad laboral en un escenario donde las variables escapan a su control?

  • Las cuatro I de la innovación justa frente al Covid-19 
    Carlos Rojas

    Las cuatro I de la innovación justa frente al Covid-19 

    21/05/2020

    "Las circunstancias extremas han empujado y empujan a las personas o equipos a explotar su potencial creativo al máximo"

  • Enamorar al consumidor despertando emociones
    Gricel Gamarra

    Enamorar al consumidor despertando emociones

    19/05/2020

    Las emociones son en la actualidad, una fuente de inspiración de contenidos y estrategias.

  • Una mirada a tú virus... no el mío
    Max Baldiviezo

    Una mirada a tú virus... no el mío

    14/05/2020

    "La sociedad tiene que eliminar el virus de la indiferencia, del consumo sin límites y el individualismo, asimilar al virus  desde la empatía y el pensar en el otro como uno mismo, para generar un cambio social, y que tu virus también sea mío".

  • COVID-19: ¡Hoy, más seguros que nunca!
    Marco Antonio Payo

    COVID-19: ¡Hoy, más seguros que nunca!

    10/05/2020

    La industria de los seguros ha sido por excelencia un soporte para la sociedad al momento de enfrentar la materialización de riesgos y resguardar el patrimonio de los asegurados. Lo hemos visto en distintos eventos catastróficos a lo largo de la historia y el COVID-19 no es la excepción.

  • ¡Salvar vida es la prioridad, sin lugar a dudas!
    Edgar Lozano

    ¡Salvar vida es la prioridad, sin lugar a dudas!

    08/05/2020

    Sin duda como dice el título “salvar vidas es la prioridad…” y quiero referirme a salvar la vida de las Empresas en Bolivia.

  • Comportamiento del consumidor post cuarentena
    Armando Osorio

    Comportamiento del consumidor post cuarentena

    05/05/2020

    Este tiempo se pudo evidenciar que la actividad off line paso a segundo plano, las herramientas digitales permitieron crear nuevos hábitos de consumo

  • ¿Se acabó la cuarentena en el país?
    wilber cuba

    ¿Se acabó la cuarentena en el país?

    05/05/2020

    Wilber Cuba, gerente general de Cuba Abogados, cuestiona la lógica de abrir las oficinas de recaudaciones de impuestos y el reinicio del cobro de créditos bancarios, cuando los ciudadanos aún no tienen la certidumbre si volverán a trabajar normalmente y generar ingresos.

  • Cómo fortalecer y mantener la relación con sus clientes
    Eduardo Prudencio

    Cómo fortalecer y mantener la relación con sus clientes

    30/04/2020

    Michael Porter dice: "La estrategia competitiva es ser diferente. Significa elegir deliberadamente un conjunto diferente de actividades para ofrecer una mezcla única de valor".

  • ¿Abrir la economía o reducir contagios?
    orlando saucedo

    ¿Abrir la economía o reducir contagios?

    27/04/2020

    Es el dilema que tiene actualmente Bolivia y muchos países frente a la pandemia. En este artículo, Orlando Saucedo Vaca, director del Colegio Departamental de Economistas de Santa Cruz, brinda una orientación de cómo afrontar este desafío.

  • El consumidor en la era del coronavirus
    Philip Kotler

    El consumidor en la era del coronavirus

    22/04/2020

    Philip Kotler, considerado el padre del marketing moderno, presenta un completo análisis y proyección de cómo cambiará el comportamiento del consumidor producto de la crisis sanitaria del nuevo coronavirus.  

  • ¿Y quién protege a los empleadores?
    wilber cuba

    ¿Y quién protege a los empleadores?

    20/04/2020

    “Con respecto a la economía y en el ámbito estrictamente laboral, nuestro Gobierno está asumiendo diferentes medidas para proteger a los trabajadores,… pero ¿qué pasará con los empleadores?”, cuestiona Wilber Cuba.                              

  • La cláusula de Fuerza Mayor y el Covid-19
    Claudia A. Lopez

    La cláusula de Fuerza Mayor y el Covid-19

    16/04/2020

    El brote epidémico del Covid-19 trajo a discusión el evento de Fuerza Mayor, como una excepción al cumplimiento de los contratos. La Fuerza Mayor no está definida en nuestra legislación, sin embargo, es mencionada en diferentes artículos del Código de Comercio y el Código Civil como excepción al cumplimiento de las obligaciones.

  • Lo bueno, lo malo y lo feo............ del Covid-19
    HEIVER ANDRADE FRANCO
  • Millennials, claves en nuestra economía
    Alejandro Camacho Pereyra

    Millennials, claves en nuestra economía

    20/03/2020

    “El desarrollo de factores competitivos adaptados precisamente al aprovechamiento de las capacidades de esta generación nativa digital, permitirá ‘descomoditizarla’ y generar contenido con valor agregado con enfoque en la crianza de líderes digitales millennials que enfrenten los desafíos económicos, sociales, empresariales, políticos que el país demanda”

  • El coronavirus y el mayor endeudamiento de la historia
    Gayle Allard

    El coronavirus y el mayor endeudamiento de la historia

    17/03/2020

    El coronavirus, o covid-19, ha movido mercados y políticas como pocos eventos recientes.  Cada mañana los acontecimientos despliegan una nueva serie de reacciones.  ¿Por qué hay tanta preocupación, y cómo puede acabar afectándonos económicamente este virus?

  • 2020, ¡una nueva ética es posible!
    Heiver Andrade Franco

    2020, ¡una nueva ética es posible!

    13/03/2020

    En la COP25, Bolivia manifestó su intención de retomar el proyecto de mercado de carbono que el Gobierno anterior había congelado desde el 2005, bajo el pretexto de no mercantilizar la Pachamama

  • Las claves para competir internacionalmente
    Juan Antonio Cuartero

    Las claves para competir internacionalmente

    02/03/2020

    No por repetirlo, es menos verdad. Las infraestructuras, y la formación de la fuerza laboral, son dos claves vitales para conseguir que un país sea competitivo a nivel internacional, y por consecuencia pueda generar más empleos, y mejores salarios, para sus ciudadanos.