Palabra: MEDIDAS ECONÓMICAS

Bolivia debe impulsar sectores generadoras de empleos y potenciar la exportación de gas para reactivar su economía

Bolivia debe fomentar la construcción, la industria, el  agro, entre otras actividades, que son las principales generadoras de empleos en el país, para reactivar el consumo interno, e impulsar medidas que permitan fortalecer las exportaciones de gas natural y sus derivados. Sin embargo, si esto no va acompañado de una plan para contener la propagación del Covid-19, se prevé una mayor contracción de la economía.

Así lo señaló la economista de Torino Economics, Dagnelly Duarte, en una entrevista con el diario digital ECONOMY, para quien primero Bolivia debe llegar a un consenso político para luego poder tener acceso a estas fuentes de financiamiento internacional que le permita atender las diferentes facetas en la que se ha visto envuelta a causa de la pandemia que ya lleva más de cuatro meses azotando el país.

Hasta ayer miércoles 12 de agosto, en Bolivia se registraron 95.071 casos confirmados con coronavirus, 32.830 recuperados y 2.827 decesos, según datos del Ministerio de Salud.

“Una vez se lleguen a los acuerdos para acceder a estos recursos, las medidas que consideramos que se deberían tomar son impulsar los sectores económicos como la construcción, el industrial, el agropecuario, entre otras actividades, que son las que mas fuentes de empleos directos e indirectos generan con el fin de poder reactivar el consumo interno”, indicó Duarte, magister en Investigación de Operaciones.

La economista señaló que según los precios de futuro del petróleo, y partiendo del supuesto de una recuperación paulatina de la economía a nivel mundial, se proyecta que hasta finales del año los precios del gas puedan recuperarse. Por ello, sugiere tomar medidas que permitan fortalecer la industria de los hidrocarburos, sobre todo impulsar la exportación de este energético y sus derivados.

               Dagnelly Duarte, economista de Torino Economics

Combatir el Covid-19 eficazmente

El informe “Bolivia: panorama macroeconómico y perspectivas 2020”, presentado por Torino Economics a mediados de julio, prevé que el PIB de Bolivia se contraiga en -5,5%, debido a los efectos inmediatos de la pandemia sobre los principales sectores económicos.

Este panorama desalentador puede agravarse si Bolivia no logra contener la expansión del Covid-19. “Uno de los factores, cuando hacemos las proyecciones, es la alta incertidumbre en la que está envuelta la economía mundial y, en este caso, la economía boliviana. Nuestra estimación, de una contracción del -5,5%, es partiendo de las condiciones en la que estamos en este momento. Sin embargo, si el spread del virus sigue incrementándose y sigue generando mayor impacto, es muy probable que la caída en el PIB sea mucho más marcada, así como el empleo”, advirtió la economista.

El informe señala que el desempleo subirá hasta 6% hasta finales de año. Muchas de estas personas podrían engrosar aún más la economía informal, que actualmente llega al 81%, la tasa más alta en toda América Latina.  

Por ello, se hace clave que el Estado encare una lucha más eficiente para frenar la propagación del coronavirus, porque si no se lograra contener el spread del virus, no se podrá reactivar la economía como se espera, además que se tendrían que requerir cada vez mayores recursos para poder atender a los contagiados por el Covid-19 y sortear una crisis económica que puede mostrar su peor rostro en 2021.