miércoles. 22.05.2024
ENTRE LOS 100 MEJORES ESTUDIANTES DEL MUNDO

Diego Rojas: “Oxford me dejó claro que tiene que haber un rediseño del capitalismo con políticas sociales”

El fundador de la startup PasanaQ es el único boliviano que cursa la doble maestría de Políticas Públicas y Administración de Empresas en la Universidad de Oxford y fue elegido como uno de los mejores maestrantes por la revista Poets and Quants. Aspira a ser presidente de Bolivia y cuenta que la prestigiosa universidad inglesa, le enseñó que se necesitan gobiernos que tengan fuerte inversión privada, pero con una adecuada redistribución de los impuestos en políticas sociales. Recomienda establecer alianzas con el sector privado.

Diego Rojas PasanaQ
Diego Rojas es el fundador de la startup PasanaQ y está entre los 100 mejores estudiantes maestrantes del mundo

Diego Rojas Arancibia, el boliviano de 32 años que estudia una doble maestría en Políticas Públicas y Administración de Empresas en la prestigiosa Universidad de Oxford (Inglaterra), es considerado uno de los 100 mejores estudiantes maestrantes del mundo, según la revista estadounidense Poets and Quants, que incluye los estudiantes destacados de 77 universidades del mundo.

Llegó a ser incluido en la lista que elabora esta publicación, gracias a la postulación de la propia Universidad de Oxford, que valoró su perfil emprendedor y sus actividades extracurriculares, además de que ingresó a la maestría con una beca de la fundación Pershing Square por un monto de $us 250.000.

Rojas ha sido organizador del primer Foro Latinoamericano en Oxford que contó con la presencia de los presidentes del Ecuador y de Paraguay. Además, es el fundador de la startup PasanaQ en Bolivia, una plataforma digital que permite conectar a las personas con diferentes servicios financieros, mientras siguen ahorrando con el tradicional pasanaku. El emprendimiento recibió una inyección de capital de $us 150.000 el último año, que le permitió expandirse.

“Tenemos un equipo de nueve personas trabajando tiempo completo en distintas ciudades de Bolivia, hemos logrado lanzar una plataforma al mercado que ya tiene 6.000 usuarios, hemos podido generar alianzas con Banco Sol y con Quantum. Ahora queremos cerrar una alianza con un banco de Colombia”, dice Rojas que también logró apoyo para investigar más a fondo las posibilidades del pasanaku en Bolivia y México.

Fomentar el ecosistema emprendedor 

Con PasanaQ, Rojas busca llegar con servicios de microcréditos y microseguros a segmentos que están al margen de los servicios financieros tradicionales. Como inversor boliviano está interesado en la situación del país y ve con preocupación la crisis actual del sistema financiero boliviano y la economía.

Rojas ha sido testigo del gran desconocimiento que hay de Bolivia en el mundo. “En muchos de los lugares donde voy, soy el primer boliviano con el que la gente habla. Nuestra economía es muy pequeña como para decir que tenemos un impacto, ni siquiera a nivel Latinoamérica”, señala.

En cuanto a emprendimiento también ve que el país está en etapas muy iniciales aunque considera que hay algunas de startups bolivianas que se están dando a conocer, como Delta X (transporte terrestre de carga) y Koban (servicios financieros), que en su opinión están dando una buena imagen del país.

“Hay mucho trabajo por hacer para fomentar el ecosistema emprendedor a nivel público con fondos de inversión, aceleradoras y con programas universitarios. Por otro lado, como emprendedores privados, tenemos el compromiso de mostrar que en Bolivia puede haber casos interesantes de éxito que puedan recibir financiamiento externo para expandir sus operaciones a nivel Latinoamérica”, dice.

Ser presidente de Bolivia, una aspiración

Diego Rojas, nacido en Sucre, también está interesado en incursionar en el sector público en los próximos 10 o 15 años, razón que lo motivó a elegir la maestría en Políticas Públicas en Oxford, que le ha dado una perspectiva interesante para comprender lo que está pasando en toda Latinoamérica.

En el contexto actual de mucha polarización, considera que lo más conveniente para Bolivia es un gobierno conciliador, de centro, que fomente la inversión privada, pero al mismo tiempo que haga un mejor trabajo cobrando impuestos y redistribuyéndolos a las personas más pobres a través de políticas sociales.

“Tiene que haber un rediseño del capitalismo, es algo que nos ha dejado claro la maestría de Políticas Públicas. El capitalismo tal cual, ha generado mucha inequidad, entonces tiene que haber un rediseño para que sea más enfocado en políticas sociales”, señaló.

En el caso concreto de Bolivia, cree que a nivel de políticas públicas se debe enfocar en fomentar y atraer inversión privada extranjera, sobre todo en este momento en que se está quedando sin reservas de gas y apuesta a industrializar el litio. En su criterio, para el desarrollo de la industria del litio, se debería tomar el ejemplo de Chile, que ofreció mayores beneficios a empresas privadas que permitieron industrializar el sector de minería.

“Para mí, hay que generar alianzas con el sector privado, con compañías internacionales para que nos ayuden a industrializar nuestras materias primas y eventualmente podamos ganar esta capacidad para poder tener una mayor perspectiva”, manifestó.

Diego Rojas: “Oxford me dejó claro que tiene que haber un rediseño del capitalismo con...